TANATOLOGÍA

Descripcion :: guia de profesionales


Tanatología es la disciplina que estudia el fenómeno de la muerte en los seres humanos y está enfocada, no sólo, a establecer entre el enfermo en tránsito de muerte, su familia y el personal médico que lo atiende, un lazo de confianza, esperanza y buenos cuidados que ayuden a morir con dignidad.

Los objetivos de la tanatología se centran en la calidad de vida del enfermo, deben evitar tanto la prolongación innecesaria de la vida como su acortamiento deliberado. Es decir, deben de propiciar una "muerte adecuada", que se puede definir como aquella en la que hay:

-Ausencia de sufrimiento.
-Persistencia de las relaciones significativas del enfermo.
-Intervalo permisible y aceptable para el dolor.
-Alivio de los conflictos.
-Ejercicio de opciones y oportunidades factibles para el enfermo.
-Creencia del enfermo en la oportunidad.
-Consumación, en la medida de lo posible, de los deseos predominantes y de los instintivos del enfermo.
-Comprensión del enfermo de las limitaciones físicas que sufre.
-Todo lo anterior, será dentro del marco del ideal del ego del paciente.

De esta manera, se llega a la conclusión de que el deber de la tanatología como rama de la medicina, consiste en facilitar toda la gama de cuidados paliativos terminales y ayudar a la familia del enfermo, a sobrellevar y elaborar el duelo producido por la muerte.


¿Cuándo se debe aplicar la tanatología?

La Tanatología posee un aspecto amplio que abarca no solo al moribundo sino al sobreviviente y a cualquier persona que vive un trabajo de duelo ocasionado por una gran perdida que debe enfrentar: un divorcio, la perdida de un empleo, la amputación de un miembro del cuerpo, la partida de los hijos, la perdida de autoestima, anorexia y bulimia, la muerte de una mascota, etc. La Tanatología concibe al paciente más que como un enfermo, como una unidad biológica, psicológica, social y sin lugar a dudas espiritual.

El tanatólogo es un especialista que ayuda a aliviar el dolor y la desesperanza que ocasiona la inminente muerte. El proceso de muerte que experimenta es totalmente individual. El trabajo final del tanatológo es ayudar al enfermo terminal y a los familiares a tener una mejor calidad de vida y a prepararlos para una muerte con plena dignidad, total aceptación y paz.

Como parte de la vida tiene que enfrentar al único hecho universal y cierto de este proceso que es “la muerte”.

Por tener la importancia que tiene la Tanatología, el estudio debe empezar con una clara visión de lo que es el hombre, sus necesidades, sus emociones y sus respuestas para entender y comprender sus dolores. Sobre todo esos sufrimientos que son los más fuertes que existen: el de la muerte y la desesperanza. Y es cuando se da el ser y qué hacer del tanatológo.

 

Despertar Espiritual - Todos los derechos reservados 2008

Despertar Espiritual - Todos los derechos reservados 2008