La Eutonía y el Estrés.

 

¿QUE ES EL ESTRES?

Hoy en día es muy común escuchar sobre el stress como la respuesta clave de nuestro cuerpo y mente, a las presiones de la vida cotidiana.
Técnicamente hablando, una reacción de estrés es una movilización de urgencia de los recursos físicos y mentales ante la adversidad.

Fisiología del stress

Ocurren una serie de transformaciones en el cuerpo, y se genera un mecanismo natural de lucha ó de huída ante el peligro.
Por ejemplo, ante la presencia de un sobreesfuerzo psicofísico, la sangre se dirige hacia los músculos y hacia el cerebro y el cuerpo se “inunda” con determinados tipos de neuro-químicos u hormonas, por la activación involuntaria del Sistema Nervioso Central.
Como consecuencia de esto, se puede producir un aumento transitorio ó crónico de la presión sanguínea, por la contracción de sus vasos, la tensión muscular y general del cuerpo que se eleva, con el concebido aumento de tono muscular de base.
Esta sintomatología remite también a un cambio en la frecuencia cardiorrespiratoria y altera todos los ciclos y ritmos de la fisiología del cuerpo.
Hoy en día es muy común escuchar sobre el stress como la respuesta clave de nuestro cuerpo y mente, a las presiones de la vida cotidiana.

LA EUTONÍA Y EL ESTRES

Mediante la práctica de la eutonía es posible intervenir de forma práctica y simple en la vida cotidiana.
A través de regular en forma voluntaria el tono neuro- muscular y neuro-vegetativo, y así por lo tanto influir de esta manera, en todas las dinámicas del organismo, como en la postura, en la fisiología, en las emociones, los afectos, los estados psíquicos y en los distintos niveles de conciencia.
Desde allí es posible disminuir los picos de stress a lo que estamos sometidos a diario.

A través de este método cuyas herramientas claves son:

La Toma de conciencia.
El Desarrollo de la percepción
El Despertar de la sensibilidad.
El Poder de la atención.
El Valor de la intensión.

Al hacer la regulación del gran regulador del organismo “que es el sistema nervioso autónomo”; el simpático, sistema activador del circuito, y el parasimpático, sistema regenerativo, del mismo.

Cómo lo hacemos:

Exploramos el cuerpo desde los principios de la Eutonía.
Durante el trabajo eutónico, poco a poco, desaparecen los síntomas o registros de incomodidad, el dolor y/o imposibilidad de movimiento.

Por medio de consignas y propuestas variadas, de movimientos inusuales, la persona logra desarrollar un estado tal que le otorga alivio, tranquilidad y le devuelve, poco a poco el bienestar que había perdido, en un clima de satisfacción y libertad.




Autor: Mariana Scaturchio.
Eutonista. Coach ontologico, y Corporal.
e-mail: marianasca@fibertel.com.ar
Web: www.programasantiestres.blogspot.com


Despertar Espiritual - Todos los derechos reservados 2008

Despertar Espiritual - Todos los derechos reservados 2008